Archivos

ACTUALIDAD

Esta categoría contiene 11 entradas

Entrevista en Cult Critic Magazine

La revista Cult Critic Magazine publica una entrevista centrada en mi cortometraje «Revelación». Publico en esta entrada la traducción al español. Se puede acceder al contenido original en este enlace.

«Revelación» es tu quinta película. ¿Puedes llevarnos a los días en que dirigiste tu primera película? ¿Cómo fue la experiencia?

La primera película que rodé con la intención de que tuviese difusión pública en festivales y muestras fue el micro corto Juega conmigo, rodado en la escuela donde estudié Realización Audiovisual. Es una película muda que se inspiraba en una escena de Frankenstein de James Whale. El rodaje fue muy breve, solo una jornada. Todo fue muy relajado, con un equipo reducido. La postproducción se complicó cuando la banda sonora tardó mucho más de lo previsto en completarse. Fue la primera vez que entendí que el proceso realmente duro comienza después del rodaje, algo que ha vuelto a suceder en Revelación. 

Has sido periodista, redactor freelance, bloguero, editor, guionista, commmunity manager, creador de contenidos. No solo tienes experiencia en técnica audiovisual sino también como profesor. ¿Crees que la experiencia en todo estos sectores hace la dirección de cine más fácil?

Sí, sin duda. La dirección de cine es algo muy complejo, que abarca diversas disciplinas y que está íntimamente relacionado con las emociones. Todas mis experiencias a nivel profesional y personal influyen a la hora de desempeñar la labor de dirección de una película. 

¿Cómo surgió un guion donde se enfrentan la razón y la fe?

Todos tenemos nuestras contradicciones y es normal sufrir luchas internas. Trato de conciliar mi convicciones con el respeto por otras formas de ver la vida, siempre que también me respeten a mi. La idea del guion surge de todo esto y de la reflexión a partir de sucesos reales que nos hacen cuestionar el mundo en que vivimos.

«Revelación» ha usado VFX para representar a la Virgen María. ¿Qué ayuda profesional tuviste para estas escenas?

La ilustradora japonesa Mari Nakamura, que conoce España y habla español, hizo un gran trabajo con el diseño del personaje. En principio solo se iba a utilizar en el cartel, pero el dibujo me gustó tanto que decidí incluir la animación. Ángel Francisco González, que trabajó conmigo en la postproducción, se encargó de la escena anime. 

¿Puedes recordar tu experiencia trabajando con el equipo de «Revelación»? ¿Puedes contarnos algo interesante sobre esos días?

Fue algo muy intenso. Teníamos poco tiempo para rodar y el presupuesto no era muy elevado. Como ocurre en muchos cortometrajes independientes muchas personas involucradas en el proyecto tuvieron que participar en varias facetas. 

¿Cuál en tu opinión es la cualidad más importante en un director de cine?

Creo que lo más importante es tener los pies en el suelo y ser honesto como persona y como artista. Es algo muy duro, por lo que es importante tener las ideas claras y sacar adelante proyectos que realmente te motiven. 

¿Cuál fue tu apoyo más importante durante la creación de «Revelación»?

El ayuntamiento de Corvera, la localidad donde se rodó, nos dio muchas facilidades para el rodaje. Gracias a ellos conseguimos filmar en la capilla e incluso dentro de la propia sede del ayuntamiento. Agradezco el apoyo de todos los profesionales y aficionados que formaron parte del proyecto. Tengo una relación muy especial con los actores, tal vez porque también sé lo que es ponerse ante la cámara. 

«Revelación» está recibiendo muchas distinciones. ¿Creías que esta película supondría un cambio en tu vida? ¿Cómo te sientes al recibir los premios?

Es un gran honor recibir un reconocimiento. Si algún miembro del equipo gana un premio gracias a este corto, me hace tanta ilusión como recibirlo yo mismo. Espero que los galardones sean un estímulo para continuar haciendo lo que me gusta.

¿Puedes contarnos alguna anécdota sobre Carla chamorro (Alicia)?

Carla solo tenía 14 años durante el rodaje y se portó con una gran profesionalidad. Sus padres estuvieron presentes en el rodaje. Incluso su madre participó como figurante. Como Carla era estudiante, llevaba sus libros de texto y hacía los deberes en las pausas. Cuando la llamábamos para rodar una escena se convertía en una gran actriz. Luego volvía a ser una adolescente que estudia. Me alegra anunciar que Carla ha ganado el premio  a la mejor actriz juvenil en el Best Actor Award (NY). 

¿Puedes contarnos algo sobre tu próximo proyecto?

Tengo un proyecto para un falso documental y otras ideas en mente, pero ahora no puedo ponerles una fecha concreta. El mundo ha cambiado de forma inesperada últimamente y todos debemos adaptarnos.    

Felipe Rico

NACE, el ave fénix del corto español

Buenas noticias para los creadores y seguidores del cortometraje made in Spain. La Agencia del Cortometraje Español ha vuelto ha vuelto cono energías renovadas y un nombre que ni pintado: NACE. La labor de apoyo y asesoramiento a los cortometrajistas se refuerza ahora con iniciativas como la Cortoteca Madrileña: “Poco a poco, y contra viento y marea, el cortometraje español se ha ido ganando un más que merecido reconocimiento, y por ello creo firmemente que sobran razones para que exista LA CORTOTECA MADRILEÑA (LCM)®, un espacio donde, al igual que en las imprescindibles bibliotecas, se conservarán en perfecto estado y sin fecha de caducidad una inmensa y variopinta producción de cortometrajes, sus documentos gráficos, sonoros, videos…etcétera; tesoros audiovisuales en permanente evolución y que permitirán al público actual, a las futuras generaciones, incluidos profesionales del ámbito cinematográfico, cultural, docente y social, visionar, analizar y disfrutar con las obras de tantos creadores que, solo por amor al arte, han hecho, hacen y harán el GRAN CINE ESPAÑOL DE CORTA DURACIÓN”. Son palabras de Miguel Ángel Escudero, responsable de esta nueva andadura, a quien entrevisté hace unos años para este mismo blog.

DKkWXJiW4AApGtA

Reitero mi deseo de que la nueva agencia suponga un estímulo para las ilusiones de los cortometrajistas, como fue ACE para todos los que formamos parte de ella.

Juan José Bors

Yo, periodista

Una persona nacida en la década de los 90 tiene una percepción del mundo condicionada por el uso de las nuevas tecnologías. Los nativos digitales, según el término popularizado por Marc Prensky ,no consideran que lo virtual sea menos real que lo tangible. Quienes pasan la mayor parte de su tiempo conectados a la red, pueden llegar más lejos: lo que no se encuentra en Internet, simplemente no existe. Aquello que representaba el futuro para quienes se toparon con las TIC cuando ya habían dejado atrás la juventud, ahora es el presente, como nos recuerda Manuel Castells al analizar el fenómeno de la sociedad red.

Los periodistas que empezaron con el bloc de notas, la máquina de escribir y la cámara de fotos analógica han tenido que adaptarse a la blackberry, el ordenador y la imagen digital. Pero no sólo se trata de una cuestión de aprendizaje y reciclaje profesional, como siempre ha ocurrido ante los avances tecnológicos. Surgen nuevos medios asociados a otras formas de generación de contenidos, expresión y difusión, que traen consigo un concepto distinto de la profesión.

Los ciberperiodistas acceden con mayor facilidad que nunca a una gran cantidad de información que deben seleccionar y contrastar antes de hacerla pública, exponiéndola al juicio crítico de los usuarios, que interactúan participando a través de los espacios habilitados en la red para hacer oír su voz. El periodismo 2.0 no sólo pone al alcance de cualquier ciudadano la posibilidad de contribuir activamente en los medios de comunicación, sino que propicia la creación de publicaciones alternativas en las que se pueden expresar con total libertad. Y es que vivir en un estado de derecho no garantiza que los profesionales puedan ejercer el periodismo sin sentir presiones que condicionen su labor. Al contrario, hoy más que nunca, la prensa se ha convertido en un instrumento al servicio del poder.

La progresiva pérdida de credibilidad de los medios tradicionales, unida a la facilidad de acceso a herramientas antes exclusivamente profesionales, ha llevado a fomentar la impresión de que hoy cualquiera puede convertirse en periodista. Algunos blogueros son influyentes personajes mediáticos, seguidos por miles de usuarios que les admiran, odian o temen. La polémica está servida. Con frecuencia se critica la falta de rigor y la facilidad con que se pueden propagar rumores a través de Internet. Si cualquier internauta puede crear su propio espacio dedicado a la transmisión de información, se hace más necesaria que nunca la reivindicación de los valores que llevaron a convertir al periodista en garante de las libertades, tomando el pulso al poder si era necesario.

Soy consciente de que estudiar Periodismo no es suficiente para diferenciarme  de otras personas que accedan a los medios de comunicación sin que se les pueda considerar profesionales. No es una cuestión de titulación. Nadie puede exigir a un profesional experimentado que no haya pasado por la universidad que adquiera la formación académica requerida en las ofertas de empleo que buscan los recién titulados. Lo que distingue al periodista profesional es el buen hacer. Las nuevas tecnologías de nada sirven si no están al servicio de una conducta ética, disciplinada y rigurosa. Algo que suena muy utópico, pero es el único camino que puede llevarnos a salir del caos en el que de otro modo nos encontramos inmersos. Hay que buscar el orden  entre la gran cantidad de información que nos llega a través de los medios. Robin Mansell distingue entre sociedad de la información y sociedad del conocimiento, dos términos que frecuentemente aparecen unidos, aunque sus respectivos conceptos no siempre están relacionados. El trabajo de los profesionales debe alcanzar la calidad necesaria para que la sociedad en que vivimos realmente merezca dichos calificativos.

¿La revolución era esto?

Aún no se había apagado el eco de las acampadas de la Spanish revolution cuando la aplastante victoria del PP en las elecciones del 20 N nos enfrenta a una realidad que poco tiene que ver con lo soñado por los indignados.

Los medios se hicieron eco de la movilización a través de las redes sociales en las revueltas de los países árabes, que consiguieron derrocar a viejos amigos de Occidente y enemigos de su pueblo. La llamada revolución islandesa llevó a la dimisión de un gobierno y trajo consigo la redacción de una nueva constitución, con una participación activa de ciudadanos de diversa condición. En ambos casos, los medios de comunicación destacaron el papel que habían desempeñado en el triunfo de las revoluciones las nuevas tecnologías al alcance del pueblo.

Sin duda se ha sobredimensionado la capacidad transformadora de las herramientas que nos ofrece Internet. Que el uso de Facebook o Twitter consiga derrocar un gobierno puede quedar bien en un titular; otra cosa es que una red social nos abra las puertas de la democracia directa.

La angustia ante la crisis financiera que estamos pagando sin haberla provocado y la ilusión de alcanzar una transformación social, extendió las protestas del 15M por toda España. Las acampadas que comenzaron en Sol alcanzaron repercusión internacional. Ahí están los indignados de Nueva York frente a Wall Street.

La ilusión con que comenzó un movimiento que parecía el resurgir de la rebeldía antisistema, se ha ido diluyendo. En los países árabes se reclamaba algo que ya tenemos desde el 78. La indignación es más que comprensible, pero generalizar sobre quienes se dedican profesionalmente a la política es peligroso. De este modo es como personajes populistas han llegado al poder, se han apoyado regímenes autoritarios y , en casos extremos, se ha justificado el uso de la violencia. Si en Islandia se derrocó un gobierno pacíficamente es porque los ciudadanos de ese país lo han querido y se han apoyado en las instituciones democráticas, confiando en la actual primera ministra,  Jóhanna Sigurðardóttir. No puede haber transformaciones sociales sin una mayoría lo suficientemente amplia que reclame un cambio, ni sin contar con los políticos partidarios de que la sociedad evolucione.

El lema «no les votes», refiriéndose  al PSOE y el PP, solo caló en la izquierda. Los votantes del PP no se cuestionan el sistema, para ellos basta con un cambio de gobierno. De este modo, el 15 M contribuyó, sin pretenderlo, a que un partido poco revolucionario consiguiese una mayoría histórica. Islandia queda muy lejos.

Recogida de firmas online contra el cierre de la TPA

La Televisión del Principado de Asturias, el canal autonómico asturiano, atraviesa una grave crisis que pone en peligro los puestos de trabajo de cientos de profesionales del sector audiovisual asturiano.
La plataforma Actuable está llevando a cabo una recogida de firmas online para defender a los trabajadores de la TPA. Este es el texto de la carta que se envía al firmar:

La Radio Televisión del Principado de Asturias da empleo a unas ochenta personas de forma directa y unas 670 de manera indirecta y es el corazón del sector audiovisual que se está desarrollando en Asturias. Según un estudio del servicio público de empleo sobre la ocupación del sector audiovisual en 2009, éste ha crecido en la última década un 100%.

Según datos de SOFRES, las nueve televisiones locales que estuvieron operativas simultáneamente en esa fecha sólo consiguieron un 1 por ciento de cuota de pantalla. TPA cerró el año pasado con un 7,6 por ciento de cuota y este año roza el 8%. Es la séptima cadena en porcentaje de audiencia de las 13 televisiones autonómicas, por delante de Canal Nou y TELEMADRID.

Firmo este manifiesto para mostrar mi apoyo a la RTPA como parte fundamental del sector audiovisual asturiano.

Enlace a la web de la plataforma: ACTUABLE

CATEGORÍAS

Únete a 841 seguidores más

Follow juanjosebors on WordPress.com

Licencia

Licencia de Creative Commons